Dedications
Jorge Reyes Rabito - Un Pacto Con Dios Bendiciones, gracias por la programacion, es de bendicion. José Montero La Visión - Del grupo Para Su Gloria A mi querido hermano Jaime Blandón. Jacqueline Guzman Sovereign Grace Music & La IBI - El Dios Que Adoramos Un saludo a los hermanos de la Iglesia Bautista Resurrección de Palacaguina

Un día a la vez

El Proveedor, Su Provisión y Su Cuidado

todayseptiembre 29, 2022 10

Fondo
share close

El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy

Mateo 6:11

Orar a Dios significa reconocer que él es nuestro padre, que gobierna sobre todo y que su voluntad es mejor que la nuestra; pero orar a Dios es también confiar que él suple nuestras necesidades más básicas, que él tiene cuidado de nosotros siempre.

De la misma manera que un padre que ama provee el alimento para sus hijos diariamente, nuestro padre celestial mantiene su delicado cuidado sobre incluso lo que comemos.

Hay un detalle interesante en esta petición y es como no pedimos el pan para un año, o para un mes, ni siquiera para una semana, esta es una petición diaria, porque es diario que debemos recordar que él es nuestro proveedor.

Algo así pasaba con el pueblo de Israel. Dios les proveía a ellos el pan diario del cielo, el maná que caía cada mañana, nadie podía guardar para el día siguiente porque ya no sería comestible. Dios nos permite experimentar la misericordia de su provisión diariamente y ese esencial para vivir libres de la ansiedad de lo que sucederá mañana.

El fallecido pastor RC Sproul compartió una historia interesante sobre esto:

Después de que termino la Guerra de Corea, Corea del Sur se quedó con un gran número de niños huérfanos. Hemos visto lo mismo en el conflicto de Vietnam, en Bosnia, y en otros lugares. En el caso de Corea, muchas agencias de ayuda llegaron para hacer frente a todos los problemas que surgieron por consecuencia de tener tantos niños huérfanos. Una de las personas que fue parte de este esfuerzo de ayuda me comentó de un problema que había encontrado con los niños que estaban en los orfanatos: A pesar de que a los niños se les proveía tres comidas al día, llegando la noche se ponían inquietos y tenían dificultad para dormir. Hablando mas con ellos, se dieron cuenta de que la ansiedad se debía a la incertidumbre de si tendrían comida para el día siguiente.
Para ayudar a resolver este problema, los trabajadores de ayuda de un orfanato en particular decidieron que cada noche cuando los niños se fueran a la cama, las enfermeras les pondrían un pedazo de pan en cada una de sus manos. El pan no era para que se lo comieran sino para que lo pudieran sostener en sus manitas mientras se quedaban dormidos. Era como una “manta de seguridad” para ellos, recordándoles que habría provisión para sus necesidades diarias. Efectivamente, el pan les calmó la ansiedad y los ayudó a dormir. Del mismo modo, a nosotros nos consuela saber que no nos faltara comida, o “pan” para suplir nuestras necesidades físicas.

El Señor nos llama a descansar en él. No tengas cuidado del día de mañana, cada uno trae su propio afán. Confía en el Señor, pon toda tu ansiedad en él, porque él tiene cuidado de ti.

Para meditar: Mateo 6:25-34

Jacobis Aldana (95)

Pastor y plantador de iglesias en Santa Marta, Colombia, es Licenciado en Artes y Estudios Teológicos del Miami International Seminary (MINTS). Sirve como Director Editorial de Soldados de Jesucristo y como director de la fundación de Estudios Bíblicos Alfa y Omega. Jacobis además es miembro fundador de la Red de iglesias Bíblicas del Caribe Colombiano. Está casado con Keila y es padre De Santiago y Jacobo.

Escrito por Jacobis Aldana

Rate it

Artículo anterior

Una dia a la vez

Un día a la vez

El Rey, Su Reino y Su Voluntad

Orar implica reconocer que Dios es nuestro Padre, que tenemos una relación cercana y segura con él. Pero es no es todo. Orar también implica que Dios es Rey, que él gobierna sobre todo y que desea hacer su voluntad en nuestras vidas. Esto es maravilloso.

todayseptiembre 28, 2022 8


0%