RSR ONLINE

La Misionera del Aire - NICARAGUA

Canción actual

Título

Artista

Programa actual

GRACIA A VOSOTROS

21:00 21:28

Programa actual

GRACIA A VOSOTROS

21:00 21:28


TESOROS

Carl Arne Horstran 06/24/2021

[PODCAST]

Bijli Jamalayya es un granjero criador de cerdos, originario del estado indio de Andhra Pradesh, que se llevó la mayor y más desagradable sorpresa de su vida, el día que quiso echar mano de sus ahorros. A lo largo de los años, Bijli estuvo ahorrando dinero con la idea de, un día, poder construir su propia vivienda, consiguiendo ahorrar la nada despreciable cantidad en ese país de 500 mil rupias (unos 7 mil dólares). Debido a que ni él ni su familia disponían de una cuenta bancaria, guardó los billetes que había ido ahorrando en una caja de metal que guardaba celosamente en su propia casa.

Cierto día, al tener que afrontar una necesidad económica imprevista, Bijli entró a su habitación, sacó el baúl de su escondite, lo abrió, para descubrir horrorizado que un clan de hambrientas termitas se había dado un gran festín a costa de sus ahorros. Su preciado tesoro se había transformado en un enorme montón de papel inservible.

Tras el desmayo inicial, Bijli se recobró, recuperó los billetes menos dañados y corrió al banco más cercano pidiendo que se los cambiaran por dinero en buen estado. Tras examinar los accidentados fajos del humilde granjero, el banco le informó sobre la imposibilidad de canjearlos, debido a la pésima condición en la cual se encontraban. Bijli volvió triste a su casa, pero no sin antes abrir una cuenta en el banco, a fin de tener a buen recaudo sus futuros ahorros.

La Biblia dice: “No os hagáis tesoros en la tierra, donde la polilla y el orín corrompen, y donde ladrones minan y hurtan; sino haceos tesoros en el cielo, donde ni la polilla ni el orín corrompen, y donde ladrones no minan ni hurtan. Porque donde esté vuestro tesoro, allí estará también vuestro corazón”.

La experiencia de Bijli no es tan común en nuestros países, donde pagar con tarjeta o hasta con el teléfono inteligente está a la orden del día. Incluso hay países en los cuales se tiene previsto retirar de la circulación monedas y billetes dentro de unos pocos años. En cualquier caso, confiar en nuestras posesiones, en los bienes materiales, no es una buena idea. Como señaló Jesucristo, aquello que atesoramos se adueña de nuestro corazón. De ahí que sea urgente seguir su advertencia y comenzar a atesorar donde ninguna clase de corrupción ni fisco ni ladrón tiene acceso. Ábrele hoy tu corazón a él. Entrégale tu vida y llena tu espíritu de los tesoros de su palabra. Soy Carl, hasta siempre.